Tumores de tejidos blandos

Los tumores de tejidos blandos se caracterizan por ser persistentes y progresivos y no se resuelven sin tratamiento. Normalmente, al principio de su desarrollo no son dolorosos, y la velocidad de crecimiento varía de semanas a años.

Si una hiperplasia de tejido blando parece un tumor, el médico debe determinar si la hiperplasia es benigna o maligna. Los tumores benignos están típicamente mejor definidos o circunscritos y tienen una menor velocidad de crecimiento, medida en meses y años, que las neoplasias malignas.

Es más probable que lasneoplasias malignas sean dolorosas y que ocasionen ulceración del epitelio suprayacente que las benignas. Las neoplasias malignas tienen un crecimiento más rápido, con una velocidad de crecimiento que se mide de semanas a meses. Puesto que las neoplasias malignas invaden o se infiltran en el músculo, nervios, vasos sanguíneos y tejidos conectivos circundantes, están fijas o adheridas a las estructuras circundantes durante la palpación. Algunos tumores benignos también están fijos a las estructuras circundantes, pero otros están rodeados por una cápsula de tenido conectivo fibroso, que puede permitir que se muevan en su interior, independientemente de las estructuras circundantes (de movimiento libre). Si se localizan en el área de los dientes, es más probable que los tumores benignos muevan los dientes, mientras que las lesiones malignas provocan la caída de los mismos. Es importante tener en cuenta que, de forma ocasional, las lesiones malignas, especialmente con origen en las glándulas salivales, tienen características clínicas que son engañosamente benignas.

To view the Decision Tree for Oral Mucosal Lesions, click on one of the options shown.