Dentalcare.mx

Introducción

En 1947, se inició una serie de experimentos en pacientes del Hospital Mental de Vipeholm, Suecia. Se trató de un experimento a gran escala del cual el gobierno de Suecia no estaba al tanto, y que fue sancionado por la comunidad dental y la industria de los dulces. Se objetivo era provocar la aparición de caries dentales, y consistió en alimentar a un grupo de pacientes mentales con grandes cantidades de alimentos dulces, como chocolates y caramelos. Dicho experimento proporcionó un amplio conocimiento sobre la salud dental, ya que se descubrió que la ingesta de azúcar estaba relacionada con la caries dental, que ciertas cualidades físicas de los azúcares (como su adherencia) influyen en el riesgo de caries, y que la frecuencia con la que se consumen los alimentos azucarados también afecta el desarrollo de caries.1

Si bien, científicamente hablando, el experimento fue un éxito, dado que se descubrió más sobre la salud dental y las caries que en estudios anteriores, este estudio nunca habría ocurrido hoy ya que viola los principios de la ética médica. Muchos pacientes terminaron con los dientes completamente destruidos por someterse a estudios que continuaron aumentando el conocimiento dental y proporcionaron gran parte de la información sobre los factores del ambiente oral que desempeñan un papel importante en el proceso de la caries dental.