Láseres de diodo

Los láseres de diodo se están volviendo muy populares debido a su tamaño compacto y su precio relativamente accesible. Cuentan con un semiconductor que produce luz monocromática cuando se lo estimula eléctricamente. Un simple puntero láser, por ejemplo, es un láser de diodo. Los láseres de diodo se pueden usar en modo de contacto o sin contacto, y pueden funcionar en modo de onda continua o de pulso cerrado. No obstante, no pueden ser de funcionamiento libre en modo pulsado. Los láseres de diodo son longitudes de onda infrarrojas cercanas invisibles, y las máquinas actuales varían de 805 a 1064 nm. Una excepción es el láser de diagnóstico de caries Diagnodent, ya que utiliza una longitud de onda roja visible de 655 nm.

Los láseres de diodo sirven únicamente para tratar tejidos blandos. Los cromóforos son pigmentos como la hemoglobina y la melanina, similares al espectro de absorción del Nd:YAG. Las interacciones fototérmicas son predominantes, por lo que el diodo corta el tejido con energía térmica. No obstante, la mayoría de los procedimientos quirúrgicos con diodo no resultan de la interacción de los fotones del láser con el tejido. Las fibras del láser de diodo son encendidas al quemar el papel de articulación de la punta. El encendido causa que el material quemado en la punta absorba la energía de la luz, lo que hace que efectivamente sea una pieza caliente de cuarzo. La energía del láser corta de forma indirecta al calentar la punta de la fibra óptica. Los láseres de diodo no tienen suficiente potencia máxima para cortar efectivamente el tejido por sí solos sin el encendido. Si se define “odontología del láser” como luz que interactúa con tejidos, no se incluyen los procedimientos con diodo.

Son bastante efectivos para una gran cantidad de procedimientos intraorales de tejidos blandos, como gingivectomía, biopsia, pulido de impresiones y frenectomía. Los láseres de diodo también presentan capacidades bactericidas y se pueden usar para procedimientos periodontales complementarios. Asimismo, se utilizan para realizar blanqueamiento dental asistido por láser. Los láseres de diodo también tienen excelentes propiedades de fotobiomodulación.