El historial médico: Errores Comunes

Karen H. Kopriva, higienista dental registrada
2 del artículo del total de la categoría
Última actualización: n/d

Las señales verbales también pueden interrumpir el proceso comunicativo:Las señales verbales también pueden interrumpir el proceso comunicativo:

  • Juicio: implicación de que usted piensa que el paciente debería hacer algo de forma diferente.
  • Hostilidad: juicio con emoción asociada, por ejemplo, rabia, desaprobación.
  • Tranquilidad no sincera: intento prematuro o falso de hacer que el paciente se sienta cómodo antes de obtener toda la respuesta del paciente; el mensaje niega que el paciente tenga un problema.
  • Sondaje: intento prematuro de obtener detalles específicos fuera del contexto de los sentimientos del paciente.
  • Uso inapropiado de preguntas cerradas, es decir, preguntas que generan una respuesta de «sí» o «no».
  • Saltar a las conclusiones.

Puesto que el objetivo de una entrevista eficaz es construir una relación confidencial y de confianza, es importante evitar algunos errores de comunicación frecuentemente reconocidos. Las señales no verbales pueden interrumpir la comunicación interpersonal eficaz:

  • Falta de contacto visual.
  • Un tono de voz autoritario o condescendiente: fruncir el ceño o expresiones faciales sentenciosas.
  • Insensibilidad al lenguaje corporal, es decir, no reconocer el lenguaje corporal del paciente como una comunicación no verbal importante.

Algunos de estos «tapones de la comunicación» pueden usarse para conseguir información específica o para volver a poner en marcha la entrevista. Los profesionales se preocupan con frecuencia acerca de sobrepasar los límites de la ética o de la recopilación de la información apropiada, particularmente si los antecedentes médicos revelan algunos asuntos sensibles que pertenecen al comportamiento sexual, enfermedades contagiosas o uso de drogas, alcohol o tabaco. Una clínica éticamente buena necesita recopilar información importante para el tratamiento dental, que contribuya al cuidado integral de la salud del paciente. Es fundamental orquestar el proceso de la entrevista en un entorno confidencial que proteja la privacidad de la relación. Un modo sensible y no crítico contribuye a establecer una relación de confianza y a fomentarla.